domingo, 31 de diciembre de 2017

ODA A LA MANZANA, o recuerdos del primer poema que escribí...

“Todos cometemos errores…” :-D


Hace unos días, durante una de esas típicas ruidosas y multitudinarias reuniones navideñas que se celebran en familia, alcanzado ya ese punto de los postres en que más de uno cree que va explotar a causa del exceso de comida y en que ya se ha bebido una copa de más, entre risas, bromas y parloteo, salió a colación el tema de nuestra infancia y los poemas de Navidad. Así, una cosa llevó a otra y fue entonces cuando vino a mi memoria el primer poema que escribí en mi infancia, que me aprendí de memoria y por mucho que lo he intentado nunca he podido olvidar. No es muy bueno, lo reconozco, pero recité aquel poema de nuevo y al menos sirvió para echarnos unas risas, que no es poco. El caso es que ya sea por rememorar mi infancia o bien un simple recuerdo, aquí dejo por escrito aquel lejano poema, mi “Oda a la manzana”. ¡A vuestra salud!

– La manzana es cosa sana…
¿Qué hay más sana que una manzana?
– ¡Una pera! – dijo el viejo.
Y respondióle yo:
– ¿Una pera? ¿Una manzana?
¿Qué más da, mientras sea sana?

MIS CERVEZAS PREFERIDAS

La cerveza, tomada con moderación y en su justa medida, a la par que una bebida refrescante es un alimento delicioso que aporta muchos efectos beneficiosos para la salud, por lo que actualmente muchos nutricionistas la suelen incluir en sus dietas como parte de una alimentación básica. Sin embargo, independientemente de eso -¿para qué lo voy a negar?- ¡me encanta la cerveza! Pero como todo el mundo, tengo mis propios gustos y no todos los tipos de cerveza me gustan ni me gustan por igual. Teniendo eso en cuenta, finalmente me he animado a hacer esta lista de mis cervezas preferidas. ¡Ah, y paciencia, de momento está en construcción!


Dado que este artículo lleva el título de “Mis cervezas preferidas”, en esta lista incluyo sólo algunas de aquellas cervezas que he probado y que realmente me han gustado (por lo tanto, si no me han gustado ya ni me molestaré en incluirlas en esta lista). Debido a este criterio, he decidido puntuar las cervezas que me han gustado del 1 al 5, poniendo detrás del mismo, entre paréntesis, y puntuándolas del 1 al 10, el valor total que adjudicaría a esa cerveza en una lista que incluyera cualquier cerveza, independientemente de que me guste o no. Para puntuar las cervezas que me gustan, he seguido el siguiente criterio:

1 - Pasable
2 - Buena
3 - Muy buena
4 - Notable
5 - Excelente

ALHAMBRA RESERVA 1925


Tipo: Extra lager de baja fermentación.
Graduación alcohólica: 6.4 %.
Color: Ámbar dorado.
Ingredientes: Agua, malta de cebada, maíz y lúpulo Saaz.
País de origen: España.
Fabricante: Cervezas Alhambra (Granada).
Año de salida al mercado: 1925.
Mi nota: 2 - Buena (7/10).


CUSQUEÑA PREMIUM


Tipo: Cerveza lager, tipo pilsener.
Graduación alcohólica: 4.8 % (5 %).
Color: Amarillo ámbar.
Ingredientes: Agua, maltas de cebada (Meltcafe, Scarlett y malta caramelo), lúpulo y levadura.
País de origen: Perú (Cusco).
Fabricante: Cervecerías Peruanas Backus S.A.
Año de salida al mercado: 1908 (Cerveza Cusqueña), 1995 (Cusqueña Premium).
Mi nota: 4 - Notable (9/10).


Una cerveza suave de trago agradable y muy refrescante, de sabor dulce, donde el regusto amargo típico del lúpulo apenas se nota.

DAB (DAB DORTMUNDER EXPORT)


Tipo: Cerveza lager.
Graduación alcohólica: 5.0 %.
Color: Dorado intenso.
Ingredientes: Agua, malta de cebada, lúpulo y extracto de lúpulo.
País de origen: Alemania (Dortmund).
Fabricante: Dortmunder Actien Brauerei.
Año de salida al mercado: 1873.
Mi nota: 3 - Muy buena (8/10).


FRANZISKANER WEISSBIER


Tipo: Cerveza de trigo.
Graduación alcohólica: 5.0 %.
Color: Turbio.
Ingredientes: Agua, malta de trigo, malta de cebada, levadura y extracto de lúpulo.
País de origen: Alemania (Múnich).
Fabricante: Spaten-Franziskaner-Bräu GmbH.
Año de salida al mercado: 1363.
Mi nota: 4 - Notable (9/10).


HOEGAARDEN BLANCHE / HOEGAARDEN WIT


Tipo: Cerveza de trigo.
Graduación alcohólica: 4.9 %.
Color: Amarillo blanquecino turbio.
Ingredientes: Agua, malta de cebada, trigo, lúpulo, cilantro y cáscara de naranja.
País de origen: Bélgica (Hoegaarden).
Fabricante: Anheuser-Busch InBev SA/NV.
Año de salida al mercado: 1445.
Mi nota: 2 - Buena (7/10).


KIRIN ICHIBAN


Tipo: Cerveza lager.
Graduación alcohólica: 5.0 %.
Color: Ámbar claro.
Ingredientes: Agua de manantial, malta de cebada, arroz, maíz, lúpulo y levadura.
País de origen: Japón.
Fabricante: Kirin Company, Limited (Mitsubishi UFJ Financial Group).
Año de salida al mercado: 1870 (Spring Valley Brewery), 1888 (Kirin).
Mi nota: 3 - Muy Buena (8/10).


Cerveza muy suave pero deliciosa. Según tengo entendido que aunque en Japón, el país de origen de esta cerveza, el arroz y maíz forman parte de sus ingredientes, no sucede lo mismo en Europa, donde uno de los principales productores de esta cerveza para el mercado europeo, la Bayerische Staatsbrauerei Weihenstephan (la fábrica de cerveza más antigua del mundo, no usa arroz ni maíz, de modo que es una cerveza 100% malta de cebada, por lo que resulta algo más sabrosa que la versión japonesa.

PACÍFICO (CERVEZA PACÍFICO CLARA)


Tipo: Cerveza tipo pilsener.
Graduación alcohólica: 4.5 %.
Color: Amarillo dorado claro brillante.
Ingredientes: Agua, malta de cebada, maíz, arroz, lúpulo, levadura y ácido ascórbico (antioxidante).
País de origen: México (Mazatlán).
Fabricante: Grupo Modelo.
Año de salida al mercado: 1901.
Mi nota: 5 - Excelente (10/10).


Personalmente la considero una de las mejores cervezas que he probado jamás -por no decir la mejor-, y muy, muy refrescante. Tiene un sabor persistente muy suave y dulce al tomarla, que deja un toque ligeramente amargo, aunque agradable al finalizar el trago. Ideal para tomarla durante la comida, como aperitivo o simplemente sola.

PAULANER


Tipo: Cerveza turbia.
Graduación alcohólica: 5.5 %.
Color: Turbio.
Ingredientes: Agua, malta de trigo, malta de cebada, levadura y lúpulo.
País de origen: Alemania.
Fabricante: Paulaner Brauerei GmbH & Co KG.
Año de salida al mercado: 1634.
Mi nota: 4 - Notable (9/10).


PRAGA PREMIUM PILS


Tipo: Cerveza tipo pilsener.
Graduación alcohólica: 4.7 %.
Color: Ámbar dorado.
Ingredientes: Agua, malta de cebada, lúpulo tratado y extracto de lúpulo.
País de origen: República Checa.
Fabricante: Pivovar Samson, a.s.
Año de salida al mercado: 1784.
Mi nota: 2 - Buena (7/10).


Cerveza muy suave, con un ligero punto ácido cítrico que entra muy bien y refresca, aunque quizás, para mi gusto subjetivo, le falta un poco de sabor.

QUILMES (QUILMES CRISTAL)


Tipo: Cerveza lager, tipo pilsener.
Graduación alcohólica: 4.9 %.
Color: Dorado intenso.
Ingredientes: Agua, malta de cebada, maíz, lúpulo, antioxidante E224.
País de origen: Argentina.
Fabricante: Anheuser-Busch InBev.
Año de salida al mercado: 1890.
Mi nota: 1 - Pasable (6/10).


SAINT-OMER


Tipo: Cerveza lager.
Graduación alcohólica: 5.0 %.
Color: Amarillo dorado intenso.
Ingredientes: Agua, malta de cebada, glucosa, maíz, lúpulo, colorante E-150c y ácido ascórbico (antioxidante).
País de origen: Francia (Saint-Omer).
Fabricante: Brasserie de Saint-Omer.
Año de salida al mercado: 1866.
Mi nota: 3 - Muy buena (7/10).


SCHÖFFERHOFER HEFEWEIZEN


Tipo: Cerveza de trigo.
Graduación alcohólica: 5.0 %.
Color: Ámbar anaranjado turbio.
Ingredientes: Agua, malta de trigo, malta de cebada, extracto de lúpulo y levadura.
País de origen: Alemania.
Fabricante: Binding-Brauerei.
Año de salida al mercado: 1870.
Mi nota: 2 - Buena (7/10).


SPATEN MÜNCHEN


Tipo: Cerveza lager.
Graduación alcohólica: 5.2 %.
Color: Dorado intenso.
Ingredientes: Agua, malta de cebada y extracto de lúpulo.
País de origen: Alemania (Múnich).
Fabricante: Spaten-Franziskaner-Bräu GmbH.
Año de salida al mercado: 1363.
Mi nota: 2 - Buena (7/10).


STELLA ARTOIS


Tipo: Cerveza lager.
Graduación alcohólica: 5.0 %.
Color: Dorado pálido.
Ingredientes: Agua, malta de cebada, maíz, lúpulo y levadura.
País de origen: Bégica (Lovaina).
Fabricante: InBev.
Año de salida al mercado: 1366 (cervecera Den Hoorn), 1708 (Artois), 1926 (Stella Artois).
Mi nota: 2 - Buena (7/10).


XIBECA (XIBECA DAMM)


Tipo: Cerveza lager, tipo pilsener.
Graduación alcohólica: 4.6 %.
Color: Dorado pálido.
Ingredientes: Agua, malta de cebada, maíz, arroz y lúpulo.
País de origen: España (Barcelona).
Fabricante: Sociedad Anónima Damm.
Año de salida al mercado: 1931.
Mi nota: 3 - Muy buena (8/10).


¡Un auténtico clásico! La cerveza familiar de toda la vida, ideal para las comidas, y una de las más refrescantes y que entra mejor, especialmente en verano. De entrada tiene un sabor dulce y suave, que entra con facilidad, dejando un regusto ligeramente amargo, aunque agradable, al finalizar el trago.

sábado, 30 de diciembre de 2017

SOBRE UN DIBUJO RIDÍCULO Y ALGUNAS REFLEXIONES RELATIVAS AL SENTIDO DE HUMOR EN LA PAREJA

No hace demasiado, bromeando con mi pareja, le comenté que un día le haría un baile desnudo “todo sexy” llevando únicamente un tutú rosa, un sostén a juego para mis “tetejas”, unos calcetines verdes de montaña, unas chirucas y un sombrero de copa con unas orejas de Mickey Mouse. Entre carcajadas, ella, ni corta ni perezosa, cogió un bolígrafo, unos lapiceros de colores y me dibujó de tal guisa en un trozo de cartón. Al ver aquel dibujo de aspecto bizarro, donde aparecía medio desnudo mostrando también mi panza cervecera, no pudimos evitar reírnos a carcajada limpia, y a partir de ahí entramos en un bucle de bromas y más risas. ¡Vaya si nos reímos! Pero como en aquella ocasión, nos hemos reído en muchas, muchas más, siempre entre bromas, comentarios jocosos, ironía, dobles sentidos y, por supuesto, muchas situaciones escatológicas, surrealistas o absurdas, porque en todas ellas caben las risas. Bueno, el hecho es que volviendo al día mencionado, partiendo de aquel dibujo donde yo aparecía con un aspecto ridículo -justo el mismo aspecto que yo había descrito unos momentos antes- , finalmente acabamos hablando sobre nuestro peculiar sentido del humor y como eso ha influido en nuestra vida en común. De todo ello, salió un pequeño debate y, finalmente, la idea de escribir un pequeño artículo sobre este asunto tan serio: el sentido del humor en la pareja.


El sentido del humor recíproco dentro de una relación de pareja no garantiza que una relación sea duradera, pero sí que ayuda, especialmente si este se mantiene a lo largo del tiempo. Es evidente que para que una relación funcione, además de un buen sentido del humor -que debe ser mutuo-, deben existir muchos otros factores que incidan sobre las relaciones: la comunicación y diálogo recíproco, el respeto mutuo (hacia la persona y hacia su intimidad y libertad), unas ideas similares respecto al distinto modo de ver el mundo, la capacidad de compartir y disfrutar de unas mismas cosas, y mucho más. No voy a dar aquí ninguna clase sobre eso…

Sin embargo, es evidente que muchas parejas que funcionan tienen en común el sentido del humor, que pueden mostrar abiertamente en público o bien en privado. No se trata únicamente de que ambos tengan sentido del humor, sino de que este sentido del humor sea compartido en ambos sentidos. No se trata sólo de bromear y de reír, o hacerlo a costa de uno de los miembros de la pareja, sino de que ambos puedan reírse sinceramente uno del otro, sin sentirse atacados por ello, y la capacidad de poderse reír de todo lo compartido. Este tipo de humor a menudo comporta una manera diferente de ver las cosas, una compenetración y un sentido de juego donde se permite incluso la autocrítica, y por lo tanto el autoanálisis, y la perdida del miedo hacia lo ridículo, porque en confianza lo ridículo puede resultarnos gracioso.

A día de hoy, no es ningún secreto que los distintos estados de ánimo influyen directamente sobre la salud de las personas -y esto no es exclusivo únicamente de los seres humanos, sino que es compartido con muchos otros seres vivos-, mejorando la calidad de vida hasta puntos insospechados. Las emociones positivas, y entre ellas la risa y el sentido del humor, aportan varios beneficios sobre la salud, incluso en personas en estado terminal, llevando a cambiar la propia percepción de la vida e, incluso, del paso del tiempo.


Pero no se trata sólo de bromear y de reír, el sentido del humor a menudo también comporta una manera diferente de ver las cosas, una cierta compenetración entre los que comparten una broma e, incluso, un sentido de juego que puede abarcar desde las palabras, los gestos, las miradas o la complicidad.

El sentido del humor puede ser sutil, fino, irónico, grosero o incluso escatológico. No hace falta que todo el humor sea inteligente y agudo; soltar un enorme cuesco sonoro o un eructo en un momento dado puede resultar molesto e inapropiado para algunas parejas, pero para otras será un motivo más para echarse unas risas y celebrarlo. Eso, por supuesto, dependerá de la pareja, el momento, la espontaneidad y muchos otros factores, pero las risas estarán servidas.

La risa y el buen humor provocan una importante liberación endorfinas, conocidas popularmente como las hormonas de la felicidad, además de serotonina, oxitocina, dopamina y adrenalina. ¡Un subidón de energía, vamos! Las carcajadas provocan algo muy parecido al éxtasis sexual, aportando vitalidad, energía y un incremento de la actividad cerebral. Son, por lo tanto, un estímulo que resulta benéfico tanto a nivel físico como intelectual, resultando muy eficaz contra el estrés, la depresión y la tristeza. Cuando nos reímos, muchos de los músculos del cuerpo que permanecen inactivos se ponen en funcionamiento, y a más risa, más músculos trabajan, desde el rostro, hasta el estómago, el corazón o las mismas extremidades, llegando, en ocasiones, a la hiperventilación debido a la falta de aire.


Al reírnos parece que por un instante dejamos los problemas detrás, olvidados por un momento. No desaparecen, cierto, pero por un momento es como si lo hicieran, y si conseguimos que el buen humor poco a poco invada nuestras vidas empezamos a afrontar los problemas de otro modo, de manera más positiva o enérgica.

Todo ello ha llevado a varios científicos a estudiar los efectos de la risa sobre el organismo humano, teniendo como premisa que algo tan placentero como la risa y el buen humor pueden acarrear diversos beneficios a nivel corporal y mental. Así, se ha comprobado que los pensamientos agradables provocan un mejor ánimo y, en consecuencia, aumentan las defensas tanto de nuestro cuerpo a nivel inmunológico, como mentales, ya que el buen humor puede incidir directamente sobre la autoestima. En definitiva, el sentido del humor y las risas pueden convertir nuestra vida en un modo de vivir mucho más saludable y, además, con ganas de repetir.

Es cierto que con el paso del tiempo, en la pareja, el sentido del humor a veces desaparece, ya sea porque se vuelve repetitivo hasta el punto en que muchas bromas ya no nos resultan graciosas, ya sea porque lo común y cotidiano hace mella en la relación, pero eso no siempre es necesariamente así. Una de las características del humor es su capacidad de innovar o renovarse, de improvisar, y sí, efectivamente, en la pareja esto es así, es difícil que uno se canse de reír. Como ya hemos comentados, uno puede reírse perfectamente de una chiste irónico y sutil del mismo modo que puede hacerlo de una parodia dada, una puede reírse de una sonora ventosidad soltada por su pareja en un momento dado o reírse incluso de una pequeña desgracia antes de ponerle remedio, o justo después de hacerlo; uno puede reírse en medio de una reunión de amigos o en la intimidad de una alcoba; otra puede reírse charlando sobre la vida en pareja, tanto de sus virtudes y defectos, mientras el otro asiente dando la razón, y ambos son capaces de tomárselo todo a broma o con sentido del humor.


Aquí cobran importancia un par de factores que deben tenerse en cuenta: la confianza entre cada miembro de la pareja y la naturalidad en que se toman las cosas. En realidad no se trata tanto de la capacidad de que uno se ría, sino de la capacidad de reírse juntos y de cosas parecidas.

Un simple dibujo, yo desnudo vestido con un tutú y un sostén rosa, calzando unos calcetines verdes de montaña, unas chirucas y, sobre mi cabeza un sombrero de copa con orejas de Mickey Mouse. ¡Como veis, el sentido del humor en la pareja no es cosa de broma!

domingo, 24 de diciembre de 2017

LLEGENDES DEL CASTELL DE MIRAVET

El castell de Miravet es troba al cim del turó que domina la vila i municipi de Miravet, a la comarca de la Ribera d’Ebre, just per sobre de les aigües d’aquest riu. Construït pels musulmans al segle IX, aquest castell va ser un dels darrers reductes islàmics de Catalunya, fins que fou ocupat l’any 1153 per Ramon Berenguer IV, que el va entregar a l’Orde del Temple. Passaria així a convertir-se en la seu d’una de les comandes catalanes més importants d’aquesta ordre. Va ser durant aquest període quan el castell es va ampliar, tot donant-li la imatge que, a grans trets, ha arribat fins a dia d’avui, convertint-se en un autèntic i innovador castell monestir d’estil romànic cistercenc, que responia a un model de construcció militar creat a Terra Santa i difós a l’Occident europeu pels templers. A inicis del segle XIV, amb la dissolució dels templers, i després d’un llarg setge per part de les tropes reials, va passar a mans dels hospitalers. Per la seva situació estratègica encara gaudiria de protagonisme en diferents moments històrics, com la Guerra dels Segadors (1640), la de Successió (1701-1715), les guerres carlines del segle XIX i la Guerra Civil Espanyola. I, és clar, a un castell d’aquestes característiques no li podien mancar tot un seguit de llegendes, algunes de les quals us explicarem a continuació.

El castell de Miravet.

SOBRE LA CAIGUDA DELS MOROS DEL CASTELL DE MIRAVET

El poble Miravet diu que els moros van construir aquest castell i que els cristians no sabien com treure’ls del seu interior. Fins que un dia, per obra de miracle, les aigües de l’Ebre van pujar fins inundar completament el castell i ofegaren tots els qui havien dintre. Quedà, per tant, abandonat i en poder dels cristians. Altres variants de la tradició, en canvi, diuen que originalment eren els cristians els amos del castell i els moros els qui l’assetjaven.

El castell de Miravet.

SOBRE LA CAIGUDA DELS TEMPLERS DEL CASTELL DE MIRAVET

Després de que els moros fossin expulsats d’aquestes terres, el castell va passar a mans dels templers. Quan es conegué el contingut de la butlla pontifícia que dissolia aquesta ordre i abans que els templers tinguessin temps d’abandonar el castell de Miravet, el poble es va avalotar contra els frares. Units, els habitants de molts pobles veïns a Miravet, que estaven ressentits dels monjos militars, van entrar al castell amb l’intent de matar-los a tots. Els guerrers es van resistir defensant-se desesperadament de cambra en cambra i de pati en pati fins arribar al lloc més profund i amagat del castell, d’on ja no podien passar més i no els quedava més terreny per recular. Allí foren atrapats pels avalotats, que en van fer xixina. És fama que durant segles es va sentir el tuf dels cadàvers insepults i encara avui dia es veu una grossa taca negrosa al sòl d’una part d’aquest castell, que va fer el gran bassal de sang que durant molt temps hi va haver allí. Aquest lloc és conegut com la Plaça de la Sang.

Segons explica una tradició, en ésser dissolta l’ordre del Temple, van esquerdar-se les llindes i els timpans de totes les seves esglésies.

El castell de Miravet.

LES BRUIXES DEL CASTELL DE MIRAVET

Hi ha pobles on les dones ja neixen bruixes, on la bruixeria passa de mares a filles com una herència de maledicció, sense que, per tant hagin de signar cap contracte previ amb el Diable, doncs la condició de bruixa ja els hi ve donada. Sembla ser que aquest és el cas de les dones de Miravet, que tenen un gran renom de bruixes, fins el punt que hi ha una dita o corranda popular molt coneguda que diu:

“Gent de Mora, gent traïdora.
Aviseu els de Falset
que les bruixes es barallen
al castell de Miravet.”

Vista del casc antic de Miravet des del castell.

Més enllà d’això, també es creu que el castell de Miravet és un cau de bruixes -tot i que en aquest cas no s’especifica si aquestes bruixes provindrien del mateix poble o bé d’altres indrets més llunyans-, i que en el mateix també hi viuen altres éssers endimoniats, com veurem a continuació.

ELS FANTASMES I ESPERITS DEL CASTELL DE MIRAVET

Al castell de Miravet no li falta la seva pròpia corrua d’éssers fantàstics; a les ja esmentades bruixes s’hi uneixen alguns altres horrors, a manera de fantasmes, pors o esperits, com el fantasma del Mestre de l’Orde del Temple, la Cameta Coixa i la Gateta Negra, dels que seguidament us donarem més detalls.

Pati d'armes del castell de Miravet, amb l'església de Sant Martí

EL FANTASMA DEL MESTRE DE L’ORDE DEL TEMPLE

Al castell de Miravet, cada 28 de desembre, a les dotze en punt de la nit, tal com mana la tradició, apareix el fantasma del Mestre dels cavallers templers que foren immolats en aquest castell, i amb el seu mantell blanc de la creu vermella, recorre la fortalesa i convoca els seus companyons per anar a reconquerir els Sagrats Llocs, però com que no compareix ningú, torna a la seva tomba decebut. Potser farem bé de recordar que el 28 de desembre és el dia dels Sants Innocents, però broma o no, aquest fantasma forma part de la tradició del castell.

El castell de Miravet, interior de l'església de Sant Martí.

LA CAMETA COIXA

Durant molts anys va circular pel poble la llegenda que explicava que al castell de Miravet hi vivia la Cameta Coixa. Sembla ser que aquesta era una invenció que anava dirigida als nens i joves de la vila per tal d’evitar que aquests pugessin al castell, ja que per aquells temps el seu estat de conservació era ruïnós, i al perill d’esfondraments a més a més potser s’hi podia afegir el perill de bombes sense esclatar.

Mentre que uns deien que la Cameta Coixa era una velleta, altres explicaven que era una mena de cabra amb tres potes. Però bé fos dona o animal, sembla que aquesta mena de criatura sempre estava afamada i es menjava a tots els xiquets i les xiquetes que s’acostaven a la seva fortalesa.

El pati d'armes del castell de Miravet.

LA GATETA NEGRA

Una altre mena d’esperit d’aspecte animal que resideix en el castell de Miravet és el de la Gateta Negra. Sembla ser que quan els habitants de la vila de Miravet pretenien atemorir als seus veïns del poble de Ginestar, que es troba a la riba oposada del riu Ebre, cridaven ben fort: “-Veniu, veniu, que us ensenyarem la Gateta Negra!”.

Vista interior del castell de Miravet.

DOCUMENTACIÓ FOTOGRÀFICA EXTRA

A continuació deixo algunes de les fotografies que varem prendre del castell de Miravet, actualment restaurat i visitable, per tal de que pugueu situar també en el mateix part de les llegendes que us hem explicat.

El castell de Miravet.

El castell de Miravet.

Zona de la barbacana, a l'entrada del castell de Miravet.

Portalada principal del castell de Miravet.

El castell de Miravet, terrassa inferior.

El castell de Miravet, terrassa inferior.

El castell de Miravet, terrassa sud.

Vistes de l'Ebre des del castell de Miravet.

Part interior de la cavallerissa del castell.

El castell de Miravet, recinte jussà.

El castell de Miravet, porta d'accés interior.

El castell de Miravet, cos de guàrdia.

Accés al pati d'armes.

El castell de Miravet, pati d'armes.

El castell de Miravet.

El castell de Miravet, refetor o menjador comú.

El castell de Miravet, finestra.

El castell de Miravet, graner.

El castell de Miravet, graner.

El castell de Miravet, graner.

El castell de Miravet, celler.

El castell de Miravet, finestra de la galeria amb visa al pati d'armes.

El castell de Miravet, galeria i, a la dreta, porta de l'església de Sant Martí.

La porta de l'església de Sant Martí,

Interior de l'església de Sant Martí.

Interior de l'església de Sant Martí.

Rosassa de marbre de l'església de Sant Martí.

Escala de cargol d'accés a la terrassa superior.

El castell de Miravet, terrassa superior.

Vistes des del castell de Miravet.

El castell de Miravet, vista exterior del refetor o menjador comú.

Accés al pati d'armes.

Sortint del castell...

El castell de Miravet, torre.

El castell de Miravet, zona de la barbacana.

El castell de Miravet.

Podeu trobar més llegendes catalanes clicant aquí.